El clima afecta el bolsillo de todos, consumidores y empresas. Shannon Morsello, Ph.D., de Syngenta, una empresa de ciencias agrícolas, describe cómo.