El futuro de la vivienda para el mundo en desarrollo es incierto, según Cary Strickland de RTI International. Para abordar exitosamente esta megatendencia, los desarrolladores y otros profesionales de la industria de la construcción deben cambiar la manera en que abordan la vivienda tradicional, desde adoptar nueva tecnología hasta cumplir los requerimientos del usuario.